Varios jóvenes estuvieron 15 días en la línea roja en el edificio U-1 de la Universidad Central "Marta Abreu" de Las Villas, convertido hoy, en centro de aislamiento para pacientes de COVID-19. Ellos enfrentaron riesgos y sus propios miedos para crecerse como seres humanos.

Muy sensata fue la decisión de contar con la labor solidaria de una  agrupación de estibadores procedentes del central refinería Quintín Banderas, en el municipio de Corralillo, para prestar su ayuda en el cargue de refino de los almacenes de de la refinería George Washington, en Santo Domingo.

El propio presidente de la República Miguel Díaz-Canel Bermúdez ha dicho con claridad que el país no puede adquirir los productos químicos, que la agricultura demanda en medio de una situación compleja desde el punto de vista económico acrecentada por el bloqueo y la pandemia.

Jóvenes de otras naciones que se preparan en nuestro país como profesionales agradecen la protección en medio de la dura batalla contra la COVID-19. Escuche en Audio el testimonio de alumnos extranjeros que estudian en Villa Clara.

«Contento porque voy para mi provincia, pero triste porque dejo, ya no médicos ni enfermeros, sino amigos». Así, con la voz entrecortada, haciendo un esfuerzo mayor para dejar escapar unas palabras de agradecimiento, se despide de Villa Clara el cienfueguero Rudis Monzón Rodríguez.

La Ronera Central "Augustín Rodríguez Mena" (RC), ubicada en el municipio villaclareño de Santo Domingo, ha destacado en los últimos meses por su aporte de divisas al país, no solo con la producción de bebidas, sino también con el ahorro de energía eléctrica en medio de la compleja situación económica causada por la COVID-19.